España es uno de los lugares más atractivos de Europa. Su historia nos revela que era un país dominante por los romanos y los árabes. Tiene una gran cantidad de hermosos edificios y obras arquitectónicos. Además, también se caracteriza por su gran legado cultural, con importantes pintores, escritores y músicos. España ofrece un servicio educativo de alta calidad, que le ha permitido convertirse en el tercer país europeo con la mayor tasa de estudiantes de diferentes partes del mundo.

Antes de su integración en la Unión Europea, España era un país con crisis económicas y altas tasas de desempleo, consecuencias guerras civiles y regímen dictatorial. Éste contexto, que provocó la emigración de los españoles a Europa y América, empieza a cambiar con fuerza después de 1993, cuando España es parte de la Unión Europea (UE).

Con la UE, España se ha beneficiado cultural y económicamente, convirtiéndose en un país con una economía altamente desarrollada y altos indicadores de vida para sus ciudadanos. Por todo esto, sumando al clima templado y mediterráneo envidiable, España es uno de los países más atractivos para los migrantes, no solo de América Latina, África y Asia, sino también para migrantes de EEUU, Canada, Reino Unido, Rusia y norte de europa.

La buena noticia es que si se puede residir en España comprando un inmueble. De acuerdo con la normativa establecida en la Sección de “Movilidad internacional” de la Ley 14/2013, de 27 de septiembre, dirigida a facilitar la entrada y la permanencia en España de ciudadanos extranjeros extracomunitarios. La nueva normativa dice, y cito textualmente:

“Los extranjeros no residentes que se propongan entrar en territorio español con el fin de realizar una inversión significativa de capital podrán solicitar el visado de estancia, o en su caso, de residencia para inversores que tendrá una duración de un año”.

Entre las diferentes categorías de inversión se encuentra “la adquisición de bienes inmuebles en España con una inversión de valor igual o superior a 500.000 euros por cada solicitante”. Para más información: "Invertir en España: Preguntas más frecuentes"

La compra de inmuebles en España acapara el 94% de las inversiones que dan derecho al visado exprés. Las cifras publicadas por el Ministerio de Economía de España revelan que al cierre del 2017, fueron autorizados 41.094 visados. La inversión inmobiliaria se llevó el 77,1% del total del capital invertido.

¿Los familiares pueden también residir en España?

Lo interesante de la nueva normativa es que permite que el cónyuge o persona con análoga relación de afectividad (pareja de hecho), los hijos menores de edad o mayores que, dependiendo económicamente del titular, no hayan constituido por sí mismos una unidad familiar y los ascendientes a cargo, que se reúnan o acompañen al inversor, podrán solicitar, conjunta y simultánea o sucesivamente, la autorización. Y en su caso, el visado correspondiente, quedando por este medio, habilitados para residir en España.

© Ben Konfrst. Unsplash

En nuestra opinión, una de los beneficios más importantes de este tipo de autorización es la posibilidad de realizar una tramitación conjunta para todos los miembros del núcleo familiar. Además, por otro lado, los titulares de la autorización por inversión no están obligados a permanecer en España por un determinado periodo de tiempo. Únicamente se exige que visiten el país una vez, durante la vigencia del permiso de residencia.

¿Qué documentación hay que reunir y presentar?

Desde 2013, España está realizado, con la sección de Movilidad Internacional de la Ley 14/2013, un esfuerzo liberalizador muy importante para agilizar los solicitudes de residencias.

Aparte de de la documentación que acredite la adquisición del inmueble, el inversor y sus familiares deben contar con un seguro público o privado de enfermedad concertado con una entidad que opere en España; así como, carecer de antecedentes penales y demostrar que cuenta con los medios económicos suficientes para poder vivir sí mismo o con sus familiares durante todo el período de residencia en España.

El visado se tramitará en el Embajadas y Consulado de España en el país de procedencia o de residencia del inversor. La autorización de residencia se tramitará en la Unidad de Grandes Empresas-Colectivos Estratégicos.

Tradicionalmente, la política migratoria española se ha orientado a la ordenación de los flujos migratorios laborales de conformidad a las necesidades del mercado de trabajo, incidiendo en los aspectos de seguridad pero prescindiendo de la internacionalización de la economía. Esta concepción que fue útil en un pasado se torna insuficiente ante la nueva realidad económica mundial.

La necesidad de internacionalizar la economía española, de impulsar la presencia de empresas extranjeras, de atraer talento e inversión extranjera, de desestacionalizar y diversificar el sector turístico español así como la necesidad de eliminar barreras al emprendimiento extranjero y a la inversión en proyectos empresariales que inciden en la creación de empleo, se determinó realizar en 2012 una evaluación sobre las debilidades y fortalezas de la normativa de extranjería española.

Nota: El contenido de esta página es meramente orientativo. Únicamente es de aplicación lo dispuesto en la normativa vigente en el momento de presentación de la solicitud.

¡Obtén una consulta gratuita!

Reserva una consulta online GRATUITA de 30 minutos para tus necesidades de residencia No-Lucrativa en España y obtén consejos prácticos sobre cómo alcanzar la mayor probabilidad de éxito.

Reservar consulta online gratis
Compartir: